Choose your language

Planificar el estanque. Paso 3 de 6:

Zonas del estanque

Un estanque natural posee diversas zonas. Esto asegura un clima óptimo para los animales y plantas. Por supuesto, no ponemos límites a su libertad creativa, pero esta distribución básica ha dado buenos resultados:

  • La zona pantanosa es un área amplia y plana en el borde del estanque con una profundidad de 10 a 20 cm y una anchura de 30 cm. Debe representar aproximadamente un tercio de la superficie del estanque. Esta zona ofrece refugio a ranas, aves y otros animales. Y también se pueden plantar aquí especies muy decorativas, como, por ejemplo, las caléndulas acuáticas o diversos tipos de lirios.
  • La zona pantanosa se funde de forma imperceptible con la zona de aguas poco profundas, que debe tener una profundidad de entre 20 y 60 cm y una anchura de hasta 50 cm. Las plantas de esta zona deberían filtrar los nutrientes tanto del fondo como del agua del estanque; idóneas son, por ejemplo, la arroyuela y las espigas de agua.
  • La zona de aguas profundas: Si desea tener peces, su zona de aguas profundas debe abarcar unos 2 metros cuadrados de la superficie del estanque, comenzando a una profundidad de 60 cm. Necesitará una profundidad de al menos 80 cm para que sus peces puedan sobrevivir durante el invierno. La zona de aguas profundas ofrece espacio para elegantes plantas flotantes como el nenúfar, pero también para plantas con raíz como la oreja de elefante. La bomba de su estanque debe colocarse asimismo en esta zona.

Aviso de cookies

Nuestra página web utiliza cookies permanentes para fines de análisis. Para más información sobre los cookies utilizados en nuestro página web, por favor vea nuestra declaración de protección de datos. Si hace clic en el botón "OK", acepta el uso de estos cookies.

OK